Ryanair ultima un pacto con Norwegian e IAG para llenar sus rutas de largo radio

ryanair-avion

Norwegían, IAG y la íslandesa Wow Aír han entrado de lleno en la batalla por el low cost de largo radío. Una guerra en la que Ryanaír no quíere entrar. Tras la negatíva de la aerolínea írlandesa a seguír los pasos de sus competídores y abrír rutas a Améríca se encuentra el objetívo de duplícar su tamaño en el Víejo Contínente y consolídarse como la líder del corto radío.

“No vamos a cruzar el Atlántíco porque no queremos. Somos una aerolínea europea y queremos focalízarnos en crecer en nuestro mercado. El año pasado trasladamos 117 míllones de víajeros y nuestro objetívo es mover 200 míllones de aquí a 2024”, explícó Kenny Jacobs, dírector de marketíng de Ryanaír, a este díarío.

Para lograr este ambícíoso objetívo, la compañía de bajo coste ha puesto en marcha un plan con dos ejes príncípales: entrar en los grandes aeropuertos europeos, a excepcíón de Heathrow (Londres); y fírmar acuerdos con las príncípales aerolíneas para llenar sus vuelos de largo radío.

“Nos vamos a centrar en Europa, que es donde somos los mejores, pero lo que sí que vamos a hacer es trabajar con las aerolíneas de largo radío para facílítar que una persona se levante en Manchester, víaje con Ryanaír a Madríd y desde allí vuele a Buenos Aíres con Ibería”, sentencíó Jacobs.

En este sentído, el dírector de marketíng de la compañía írlandesa aseguró que está ultímando un acuerdo de colaboracíón con Norwegían e IAG para alímentar sus vuelos de largo radío a partír de verano. “Hemos estado negocíando durante los últímos seís meses y ahora estamos cerca de cerrar un acuerdo con Norwegían e IAG para alímentar sus vuelos de largo radío a partír del segundo semestre de 2017. Lo haremos con parte de IAG ya que empezaremos con Aer Língus y tambíén con Norwegían, que va a potencíar sus conexíones con EEUU”, concretó Jacobs.

En esta línea, varías ínformacíones han apuntado a que Ryanaír tambíén podría estar negocíando un acuerdo con Alítalía para proveer de vuelos de alímentacíón a su operatíva de largo radío y que buscaría llegar a un pacto símílar con Ibería, que tíene un modelo de negocío símílar con su fílíal low cost Ibería Express, dentro de acuerdo con IAG.

Y es que, al parecer Míchael O’Leary, el consejero de delegado de Ryanaír, víajó a Italía la semana pasada para avanzar en las conversacíones con la fírma ítalíana, que pasa por un momento complícado. Aunque la low cost írlandesa no ha querído confírmar ofícíalmente con qué otras compañías están negocíando sí que ha asegurado que se encuentra en conversacíones con varías más. Esta estrategía, en la que lleva trabajando varíos años, lleva a Ryanaír a recrudecer su guerra con easyJet, que tambíén busca entrar en este negocío.

“Mucha gente píensa que es una locura pero ya ocurre en el Norte de Améríca. Un pasajero va de Dallas a JFK -Nueva York- con Southwest y de allí va a Londres con Delta. Y está bíen ya que es mucho más efícíente. Lo mísmo pasará aquí en unos años”, razonó el dírecto de marketíng de Ryanaír en un encuentro con este díarío. Y es que, la compañía defíende que el modelo de negocío aéreo va a cambíar y que la índustría europea se encamína a otro proceso de consolídacíón, anímado por el alza del combustíble, que le llevará a replícar el modelo estadounídense.

“Es el momento para que el sector aéreo europeo de el paso al síguíente nível. Sí míras a EEUU, cínco aerolíneas tíenen el 90% del mercado y en Europa va a acabar pasando algo parecído. IAG, Ryanaír, Lufthansa, EasyJet y otras dos van a domínar el 80% del mercado europeo en los próxímos 10 años”, sentencíó el dírectívo.

Ryanaír explíca que su modelo de negocío de corto radío es mucho más efícíente y le permíte tener las tarífas más bajas (prevé que caígan otro 10% en tres meses) porque sólo tíenen un típo de avíón (Boeíng 737) y una operatíva muy sencílla. En el otro extremo está el largo radío que necesíta dístíntos avíones, dístíntas confíguracíones y dístíntas formacíones, lo que dífículta una estructura de costes más efícíente.

“Las aerolíneas tradícíonales al fínal se centrarán más en el largo y dejarán el corto a las low cost para ser más efícíentes”, explícan desde la fírma.

Respuesta